X

Suscríbete a nuestra newsletter y disfruta de -10% de descuento en la nueva colección.

Recibirás un mail con tu código promocional al suscribirte.

Buscador

EMA SEC

Ema Sec es un pedazo de tierra. Al convertirse en madre de dos niñas a una edad muy temprana, liberándose de la pesadez de las expectativas de la sociedad y encontrando inspiración en la naturaleza, Ema descubrió que el proceso de parto esconde la llave para acceder a un portal de orientación intuitiva.

Actualmente vive en Mallorca, escribe poemas llenos de leche materna, lecciones del alma y sanación, creando historias sobre maternidad cuyo objetivo esencial es la autosuficiencia. Ema confía en la voz del universo para convertirse en doula y acompañar a otras mujeres en un viaje de autodescubrimiento y conexión con su verdadera esencia única.

En su camino, el vientre de la naturaleza ha sido su hogar, un lugar para liberarse de viejas heridas y desgarrar viejos patrones. Planta nuevas semillas y deja que florezcan. A menudo vuelve la cabeza hacia el cielo y reza. En las manos de la madre naturaleza siente que el reino del amor incondicional se desbloquea suavemente.

Ema lleva mono Dry.

Ella prospera en compañía de sus hijas y cree que puede ayudarlas en su iniciación como sacerdotisas.“La forma en que elijo ser madre es diferente a cualquier otra que haya visto antes. Confío en el instinto del niño para convertirse en quien sea que necesite y desee convertirse. No vinieron aquí para alimentarse de la explosión. Vinieron aquí para hacer el inmenso trabajo que las generaciones anteriores se habían olvidado de hacer y eso está elevando la vibración amorosa de la Tierra ”. Ema y su esposo permiten que sus hijos tengan plena libertad de movimiento, conexión con los elementos naturales y elección sobre cómo gastan su tiempo.

“Encuentro la fruta que crece en los árboles fascinante. Cargada por la hermana luna y el hermano sol, ese es el verdadero regalo de la vida”

Ese poder que gana una mujer durante el parto la guiará a través de la dureza, a través del dolor hacia el amor y la paz. Es como un iniciador de fuego, una vez encendido permanece encendido para siempre. “Habiendo dado a luz en mi habitación, me ha dado una sensación de fuerza imparable que nadie me puede quitar. No creo que haya un deseo que no pueda hacer realidad. Solo cierro los ojos, pido un deseo y espero”.

Ema lleva top Drap y pantalón Drap.

La razón por la que me encanta estar con la naturaleza es que ella no me impone ninguna clasificación. Mis movimientos no tienen nombre. Mi alma no tiene edad. Mis emociones fluctúan entre los largos brazos de las palmeras. Mi cuerpo no tiene destino. Mis pensamientos son impredecibles. Ella está llena de una vida que eligió distintas formas de geometrías sagradas. Cuando interactúo con ella, no puedo predecir qué sucede, qué animales cruzarán mi vista, qué ruido estoy a punto de oir, qué olor visitará mi nariz. Ella no define mi futuro. En sus brazos, todo es posible.

Ema lleva de Tul, y chaqueta Gatito.
Abajo Ema lleva camiseta Carne, pantalón Cota y jersey Naturae.

I

She let her die
On a pillow of round stones
when the sorrow is unknown
In a shade of an wild orchid
When chlorophyll
is not enough
to speed up
The relevance of time
has gotten the face of sugar crystals
She will make the bones dance again
In hermit’s open arms
inhaling the dust
teeth grinning
her cheeks have that wild green flame
Sisters approaching one by one
The gates have never been so widely open
made out of olive wood
luring her into the salty cave
“From now on, you’ll write with your left hand”
both hands grown into left
leaving the asymmetric behind
roaring into silence
I prey to you stones and bones
I will be one of those ghosts
and grow apples of love.

En las siguientes fotografías Ema lleva chaqueta Dry y falda Astral.

II

My Earth,
I match my circles to your cycles
Beetroot to blood
Onion to kitchen cries
banana smiles
I harvest the herbs you turn into buqetes
Pending on winter to enter me in summer
Witty games of purple petals
pollen sniffing, the plant seeds and rays of brown grounds wiggle madly
You just want people to hear instead of listen
between the sand and rain
your innocence fluctuates
I free my blood without misery now.
Like the trees let their leaves
when the time comes.
I grow my hair
like you grow your grass
this time it doesn’t have to be cut
making it a special and recovering task
The winds have many faces I can choose from,
what a liberating time for a fly to fly through pupils of zephyr
yet paralyses is an unknown kingdom of western vocabulary.
On my four I go through your seasons,
letting you be one of my lovers
the switch of penetration
from cold to fevers
Famine is lacking in your eyes,
fostering everyone in your stomach,
there is room for all
the empty vessels, the restless beasts or bodyguards of skin.
My abyss palpates the moon
With it’s fingers full of ants
The tradition of dust and fire
is never going to leave.

III

The brides will come around 4 o’clock
Their arms wrapped in marine plants
voices fine as peacock’s plumage
lushes bring me towards dust
I stand there sensing them
My vagina wide awake
what is it all worth?
A short glance at a flower?
Or her smiles that come and go?
Their faces? -on fire
snowing through tunnels
They don’t see nor hear anyone
just the lullabies, made by their lips
The watchers of the time
hiding in the bushes
exploding through the mountains
that grew
between legs
between centuries
between layers of the earth
The brides are mine.
I’ve been catching them since I’ve died.
Their fingers play tunes
on the strings of my insecurity guitar
their tongues grovel towards my sorrows,
their nipples drip on my map of freedom
The brides, covered in silence,
live in and out of me.
they are my scales of life and death.
I promise to feed them,
and keep my vagina wide awake.

Fotografiado por Claire O'keefe

EMA SEC

Ema Sec es un pedazo de tierra. Al convertirse en madre de dos niñas a una edad muy temprana, liberándose de la pesadez de las expectativas de la sociedad y encontrando inspiración en la naturaleza, Ema descubrió que el proceso de parto esconde la llave para acceder a un portal de orientación intuitiva.

Actualmente vive en Mallorca, escribe poemas llenos de leche materna, lecciones del alma y sanación, creando historias sobre maternidad cuyo objetivo esencial es la autosuficiencia. Ema confía en la voz del universo para convertirse en doula y acompañar a otras mujeres en un viaje de autodescubrimiento y conexión con su verdadera esencia única.

En su camino, el vientre de la naturaleza ha sido su hogar, un lugar para liberarse de viejas heridas y desgarrar viejos patrones. Planta nuevas semillas y deja que florezcan. A menudo vuelve la cabeza hacia el cielo y reza. En las manos de la madre naturaleza siente que el reino del amor incondicional se desbloquea suavemente.

Arriba Ema lleva mono Dry.

Ella prospera en compañía de sus hijas y cree que puede ayudarlas en su iniciación como sacerdotisas.“La forma en que elijo ser madre es diferente a cualquier otra que haya visto antes. Confío en el instinto del niño para convertirse en quien sea que necesite y desee convertirse. No vinieron aquí para alimentarse de la explosión. Vinieron aquí para hacer el inmenso trabajo que las generaciones anteriores se habían olvidado de hacer y eso está elevando la vibración amorosa de la Tierra ”. Ema y su esposo permiten que sus hijos tengan plena libertad de movimiento, conexión con los elementos naturales y elección sobre cómo gastan su tiempo.

“Encuentro la fruta que crece en los árboles fascinante. Cargada por la hermana luna y el hermano sol, ese es el verdadero regalo de la vida”

Ese poder que gana una mujer durante el parto la guiará a través de la dureza, a través del dolor hacia el amor y la paz. Es como un iniciador de fuego, una vez encendido permanece encendido para siempre. “Habiendo dado a luz en mi habitación, me ha dado una sensación de fuerza imparable que nadie me puede quitar. No creo que haya un deseo que no pueda hacer realidad. Solo cierro los ojos, pido un deseo y espero”.

Arriba Ema lleva top Drap y pantalón Drap.

La razón por la que me encanta estar con la naturaleza es que ella no me impone ninguna clasificación. Mis movimientos no tienen nombre. Mialma no tiene edad. Mis emociones fluctúan entre los largos brazos de las palmeras. Mi cuerpo no tiene destino. Mis pensamientos son impredecibles. Ella está llena de una vida que eligió distintas formas de geometrías sagradas. Cuando interactúo con ella, no puedo predecir qué sucede, qué animales cruzarán mi vista, qué ruido estoy a punto de oir, qué olor visitará mi nariz. Ella no define mi futuro. En sus brazos, todo es posible.

Arriba Ema lleva T de Tul, y chaqueta Gatito.
Abajo Ema lleva camiseta Carne, pantalón Cota y jersey Naturae.

I

She let her die
On a pillow of round stones
when the sorrow is unknown
In a shade of an wild orchid
When chlorophyll
is not enough
to speed up
The relevance of time
has gotten the face of sugar crystals
She will make the bones dance again
In hermit’s open arms
inhaling the dust
teeth grinning
her cheeks have that wild green flame
Sisters approaching one by one
The gates have never been so widely open
made out of olive wood
luring her into the salty cave
“From now on, you’ll write with your left hand”
both hands grown into left
leaving the asymmetric behind
roaring into silence
I prey to you stones and bones
I will be one of those ghosts
and grow apples of love.

En las siguientes fotografías Ema lleva chaqueta Dry y falda Astral.

II

My Earth,
I match my circles to your cycles
Beetroot to blood
Onion to kitchen cries
banana smiles
I harvest the herbs you turn into buqetes
Pending on winter to enter me in summer
Witty games of purple petals
pollen sniffing, the plant seeds and rays of brown grounds wiggle madly
You just want people to hear instead of listen
between the sand and rain
your innocence fluctuates
I free my blood without misery now.
Like the trees let their leaves
when the time comes.
I grow my hair
like you grow your grass
this time it doesn’t have to be cut
making it a special and recovering task
The winds have many faces I can choose from,
what a liberating time for a fly to fly through pupils of zephyr
yet paralyses is an unknown kingdom of western vocabulary.
On my four I go through your seasons,
letting you be one of my lovers
the switch of penetration
from cold to fevers
Famine is lacking in your eyes,
fostering everyone in your stomach,
there is room for all
the empty vessels, the restless beasts or bodyguards of skin.
My abyss palpates the moon
With it’s fingers full of ants
The tradition of dust and fire
is never going to leave.

III

The brides will come around 4 o’clock
Their arms wrapped in marine plants
voices fine as peacock’s plumage
lushes bring me towards dust
I stand there sensing them
My vagina wide awake
what is it all worth?
A short glance at a flower?
Or her smiles that come and go?
Their faces? -on fire
snowing through tunnels
They don’t see nor hear anyone
just the lullabies, made by their lips
The watchers of the time
hiding in the bushes
exploding through the mountains
that grew
between legs
between centuries
between layers of the earth
The brides are mine.
I’ve been catching them since I’ve died.
Their fingers play tunes
on the strings of my insecurity guitar
their tongues grovel towards my sorrows,
their nipples drip on my map of freedom
The brides, covered in silence,
live in and out of me.
they are my scales of life and death.
I promise to feed them,
and keep my vagina wide awake.

Fotografiado por Claire O'keefe