Buscador

BIANCA LEE VASQUEZ

Bianca Lee Vasquez se define a sí misma como “earth-body artist”. Estadounidense de nacimiento pero con raíces cubano ecuatorianas, reside y trabaja actualmente en París. Sus obras parten de la idea de comprometer y hacer del cuerpo humano un objeto de experimentación. En sus intervenciones corporales efímeras, donde el cuerpo y la naturaleza son siempre los protagonistas, invita a la contemplación, a la búsqueda de lo esencial, lo espiritual y lo sagrado, y reinvierte el papel de la naturaleza como madre protectora y generadora de vida.

Su trabajo, percibido como escultórico y muy cercano al ritual, implica performances destinadas a la comunión entre el ser humano, la naturaleza y el arte, así como el redescubrimiento de sus propios orígenes y su patrimonio cultural, un tributo a las tradiciones mitológicas y espirituales prehispánicas, y una reconstrucción de la antigua relación de armonía de sus ancestros incas con el cosmos, ya que, su misión final, es la búsqueda del equilibrio entre el individuo y el medio ambiente en su expresión más pura.

“Me convertí en artista para ser libre y explorar mis experiencias, mis sentimientos, mis pensamientos. No tenía ganas de explorar esto en un estudio y hacer obras bidimensionales. Para mí, el lugar natural para llevar a cabo mi arte era en la naturaleza. Quiero entrar en vastos paisajes y crear una conexión cercana con la esencia misma de la tierra porque creo que estoy relacionada con ella. Para mí es muy importante promover un sentido de conexión con la naturaleza.”

Actualmente está trabajando en una exposición individual para la Bubenberg Galerie (París) y otra en dúo con la artista Lena Marie Emrich para la Julio Galerie (París), ambas se inaugurarán este próximo otoño.

Bianca lleva top Pirandello, falda Pirandello y abrigo Brian.

“Mi práctica artística comenzó con una profunda necesidad de explorar mi identidad y mis orígenes, y eso me ayudó a crecer interiormente. Ahora prefiero no ser únicamente identificada por una nacionalidad, género o raza. Las fronteras geográficas son conceptos que me cuestan aceptar. Me interesa mucho más lo que tenemos en común, lo que nos une, y más específicamente, lo que nos une a todas las demás especies vivas.”

Para Bianca, el realizar rituales por medio de instalaciones o, como ella las denomina, performances ceremoniales, es una forma de provocar mucho más impacto social.

Arriba Bianca lleva top Tunez, top Chest
Abajo Bianca lleva top Chest.

BIANCA LEE VASQUEZ

Bianca Lee Vasquez se define a sí misma como “earth-body artist”. Estadounidense de nacimiento pero con raíces cubano ecuatorianas, reside y trabaja actualmente en París. Sus obras parten de la idea de comprometer y hacer del cuerpo humano un objeto de experimentación. En sus intervenciones corporales efímeras, donde el cuerpo y la naturaleza son siempre los protagonistas, invita a la contemplación, a la búsqueda de lo esencial, lo espiritual y lo sagrado, y reinvierte el papel de la naturaleza como madre protectora y generadora de vida.

Su trabajo, percibido como escultórico y muy cercano al ritual, implica performances destinadas a la comunión entre el ser humano, la naturaleza y el arte, así como el redescubrimiento de sus propios orígenes y su patrimonio cultural, un tributo a las tradiciones mitológicas y espirituales prehispánicas, y una reconstrucción de la antigua relación de armonía de sus ancestros incas con el cosmos, ya que, su misión final, es la búsqueda del equilibrio entre el individuo y el medio ambiente en su expresión más pura.

“Me convertí en artista para ser libre y explorar mis experiencias, mis sentimientos, mis pensamientos. No tenía ganas de explorar esto en un estudio y hacer obras bidimensionales. Para mí, el lugar natural para llevar a cabo mi arte era en la naturaleza. Quiero entrar en vastos paisajes y crear una conexión cercana con la esencia misma de la tierra porque creo que estoy relacionada con ella. Para mí es muy importante promover un sentido de conexión con la naturaleza.”

Actualmente está trabajando en una exposición individual para la Bubenberg Galerie (París) y otra en dúo con la artista Lena Marie Emrich para la Julio Galerie (París), ambas se inaugurarán este próximo otoño.

Bianca lleva top Pirandello, falda Pirandello y abrigo Brian.

“Mi práctica artística comenzó con una profunda necesidad de explorar mi identidad y mis orígenes, y eso me ayudó a crecer interiormente. Ahora prefiero no ser únicamente identificada por una nacionalidad, género o raza. Las fronteras geográficas son conceptos que me cuestan aceptar. Me interesa mucho más lo que tenemos en común, lo que nos une, y más específicamente, lo que nos une a todas las demás especies vivas.”

Para Bianca, el realizar rituales por medio de instalaciones o, como ella las denomina, performances ceremoniales, es una forma de provocar mucho más impacto social.

Arriba Bianca lleva top Tunez, top Chest
Abajo Bianca lleva top Chest.